Sad reality

Sales corriendo despavorida sin rumbo intentando que la realidad no te atrape, escapas o eso crees que puedes hacer pero al final del camino la realidad te cae como una tormenta imposible de parar, incontrolable, cae fuerte y pesada, dolorosa y cruel. 

Deja que te envuelva, que te atrape y te abra los ojos, enfrentala sin miedo o temor, llego el momento y no trates de seguir corriendo sin   saber a donde ir, por que esa no es la solución.
Con la tecnología de Blogger.
© Love the change
Maira Gall